skip to main content

Centro de Servicio

Evitar el fraude de transacciones electrónicas no tiene que ser una acción arriesgada

 Ver todo educación y recomendaciones

octubre 27, 2015

Evitar el fraude de transacciones electrónicas no tiene que ser una acción arriesgada

Evite el fraude de las transacciones electrónicas - Lockbox en línea

A esta altura, estar al tanto del fraude es anticuado. Todos hemos tenido experiencias un par de veces cuando se trata de detección y prevención. Es algo como los comerciales con esa adorable salamanquesa inglesa: a menos que haya estado viviendo debajo de una roca durante los últimos 16 años, usted bien sabe que puede ahorrarse un 15 % en seguro de auto con cambiarse a Geico.

Pero estamos dispuestos a apostar que no sabía esto: el 76 % de los intentos de fraude están relacionados con una transferencia electrónica. En verdad. No queremos preocuparlo todavía con otro punto de vulnerabilidad, pero los estafadores simplemente se están volviendo más astutos, persistentes y determinados. A pesar de que los consumidores son cada vez más conocedores y de los avances en seguridad tecnológica, el fraude todavía genera $200 mil millones de pérdidas anualmente en los Estados Unidos. Y como si fuera poco, los abogados están en un riesgo particular.

¿Por qué las transferencias bancarias?

Las transferencias bancarias son el blanco preferido de los estafadores, porque las empresas que tienen grandes saldos en sus cuentas las usan a menudo para transferir sumas considerables, mover dinero rápidamente y son difíciles de revertir o de rastrear. Es más, muchas estafas se originan en lugares donde la aplicación de la ley de los EE. UU. no tiene alcance ni influencia, por lo que la persecución penal o la recuperación de los fondos son la excepción, no la regla.

Para resumir: originar una transferencia bancaria es como enviar efectivo, y un estafador conocedor puede embolsarse su dinero y huir, sin que usted se dé cuenta sino hasta que ya es demasiado tarde. Las transferencias bancarias son como dos boletos al paraíso criminal.

Una estafa aquí, otra estafa allá

El primer paso en evitar el fraude con transferencia bancaria es saber qué está buscando. Los estafadores se ocultan detrás de muchos disfraces, atacan cualquier punto posible de compromiso por medio de cualquier canal imaginable. Debido a que la posible recompensa es una mina de oro, los delincuentes harán casi cualquier cosa para convencerlo de que les transfiera el dinero. Impedir una amenaza como esa puede ser casi imposible, pero podemos ayudarlo a desenmascarar al delincuente. Mantenga los ojos bien abiertos por:  

La estafa nigeriana: Esta estafa clásica funciona al pedir la mano y, finalmente, llevarse el pie. Los estafadores comenzarán con pedirle que transfiera una pequeña cantidad de dinero para cuestiones como impuestos, sobornos y comisiones para el gobierno. Y después pedirán un poco más para gastos de viaje, honorarios de abogados y sobornos mayores. Debido a que ya habrá dado usted un poco, ¿qué es un poco más? Este ciclo puede seguir y seguir hasta que esté hundido por miles.

La estafa del pago en exceso: El estafador envía un cheque por sus servicios por más de la cantidad a pagar. Este le pide que deposite el cheque y que envíe una transferencia bancaria por la diferencia. Sorpresa: el cheque es falso y usted sigue siendo responsable del dinero, aun cuando su banco puede haberle avisado que los fondos estaban “disponibles” antes de que iniciara la transferencia bancaria.

La estafa del “director financiero”: En una estafa sumamente popular, usted recibe un correo electrónico del “director financiero” o de otro alto ejecutivo donde le piden una transferencia bancaria inmediata de la cuenta de la empresa a otra cuenta, por lo general, en el exterior. Usted inicia y aprueba la transferencia bancaria saliente y se envían miles de dólares directamente a los cofres de un delincuente que ha comprometido la cuenta de correo electrónico de jefe.

La estafa de la cuenta de fideicomisos del abogado: Disfrazándose como una compañía en el exterior, la estafadora contrata a su bufete en los EE. UU. como agente liquidador para cobrar una deuda de un deudor e insiste en que es urgente. Usted recibe un cheque del “deudor”, lo deposita en una cuenta de fideicomiso y después transfiere los fondos al presunto cliente. Pronto descubre que el cheque es falso y el banco debita de su cuenta de fideicomiso el dinero perdido.                

Identificar señales de alarma:

A veces, los estafadores son tan mañosos que son difíciles de detectar. Pero cuando se trata de correos electrónicos, estas señales de alarma deberían ser un claro indicio.

En lugar de estar dirigido a usted, el correo electrónico abre con un saludo genérico. En general, todo el correo es vago y usa términos como “su jurisdicción”.

  • La solicitud es fuera de su área de experiencia.

  • El correo contiene términos legales extraños o complicados. Está lleno de errores tipográficos y gramaticales. Las cantidades en dólares son números perfectamente redondos.

  • El remitente le pide solo que cobre, reciba o transfiera dinero.

  • También le pide que mantenga la solicitud confidencial.

Prevención del fraude por transferencia bancaria: hágalo usted mismo

Evitar el fraude por transacciones electrónicas no tiene que ser una acción arriesgada. Siga estos fáciles consejos de “hágalo usted mismo” para proteger su empresa.

 

  1. Sepa con quién está tratando. Tome medidas razonables para verificar la identidad de su cliente, especialmente los que están fuera del país. Incluso si el correo es enviado supuestamente por alguien que conoce, confirme las solicitudes de transferencia bancaria por un segundo canal, como una llamada telefónica.

  2. Desconfíe de las solicitudes urgentes. Los estafadores suelen presionarlo para que transfiera pronto el dinero, antes de que usted descubra que el cheque falso fue rechazado.

  3. Espere a que un cheque sea liberado antes de usar los fondos. Puede tomar semanas detectar una buena falsificación. Verifique la autenticidad del cheque con la institución emisora original y confirme con su banco depositario que se haya liberado.

  4. Implemente un sistema de control doble para las transacciones financieras grandes. Un sistema de control doble ayuda a proteger contra errores, negligencia de los empleados y fraude externo. También puede pedir que a las solicitudes de transferencias bancarias de más de cierta cantidad de dólares se las relacione con un número de referencia para asegurarse de que estén vinculadas a un servicio ya aprobado.

  5. Involucre a sus expertos en tecnología en el proceso. Los correos electrónicos falsos dejan pistas como un camino de migas de pan casi invisible. Pero sus expertos en tecnología saben lo que están buscando y pueden determinar si el correo electrónico proviene realmente de donde asegura que es.

  6. Proteja su tecnología. Asegúrese de actualizar sus computadoras regularmente con las últimas versiones de antivirus y software de detección de spyware. Sugerimos que elija el nivel de seguridad más apropiado para sus exploradores. Además, instale un firewall dedicado y activamente administrado para reducir la posibilidad del acceso no autorizado a su red y computadoras.   

Retome el control

Básicamente, la prevención del fraude por transferencia es confiar en su instinto. Si una solicitud de transferencia bancaria lo hace dudar, algo no está bien. La prevención se resume en dos cosas muy simples: sentido común y percepción. Lo único que tiene que hacer es prestar atención.

VER ARTÍCULOS SIMILARES
Evite el fraude de las transacciones electrónicas - Lockbox en línea Octubre

Cómo hablar con sus hijos sobre el dinero

VER  Vistas 192
Evite el fraude de las transacciones electrónicas - Lockbox en línea Octubre

¿Qué funciona para usted en la nueva era de la banca móvil?

VER  Vistas 195
Evite el fraude de las transacciones electrónicas - Lockbox en línea Octubre

La nueva estafa: el riesgo del correo electrónico comercial

VER  Vistas 155

JOIN THE CONVERSATION